¡Felices fiestas!

Con todo el cariño, después de algunos meses de actividad, esta noche quisiera proponer una receta muy especial para estas festividades navideñas que se acercan. ¿Os animáis a prepararla? Es muy sencilla. En primer lugar, se juntan varias medidas de ilusión, una pizca de amistad y un gesto de ternura. Luego, se hornea la mezcla con un ánimo paciente y se envuelve con risas, luces y canciones. Finalmente, se ofrece con el corazón, deseando… ¡felices fiestas!

Navidad 2013

Navidad 2013

Anuncios

Salmón a la naranja

Esta noche os propongo una receta muy sencilla y rápida de elaborar. Se trata de un apetecible salmón a la naranja, de sabor inigualable. ¿Os animáis a probarlo…?

INGREDIENTES (para 4 comensales):

  • 4 rodajas de salmón (de unos 200-250 gramos cada una).
  • 2 naranjas grandes.
  • 100 gramos de mantequilla sin sal.
  • Eneldo fresco o seco.
  • Sal.
  • Pimienta.

PREPARACIÓN:

En primer lugar, se cortan las naranjas por la mitad. A continuación, empleando un exprimidor manual o automático, se escurre el jugo o zumo de las mismas, el cual se vierte en un bol o recipiente, reservándolo para luego. Seguidamente, se limpian cada una de las rodajas de salmón, tanto de piel como de espinas, y se salpimientan. En este momento, se pone la mantequilla en una sartén a fuego lento. Una vez derretida ésta, se añaden las rodajas de salmón y se les da una vuelta por ambos lados. Únicamente, quedaría añadir el jugo o zumo de naranja, rehogando el pescado durante aproximadamente 6 u 8 minutos para que vaya adquiriendo sabor. En último lugar, se incorpora cada rodaja de salmón a un plato, bañándolas con una cucharada sopera del líquido sobrante que contenía la sartén y espolvoreándolas con un poco de eneldo por encima. ¡Lista para servir!

Salmón a la naranja

Salmón a la naranja

Dorada a la sal

Esta noche, como ya se van acercando las festividades navideñas, os sugiero unas jugosas y aromáticas doradas a la sal, plato arraigado a la amplia tradición marinera de las costas del litoral murciano. Tal y como sucedía con las croquetas de merluza, los tomates rellenos de atún o las minitortillas de atún, se caracteriza, sin lugar a dudas, por su versatilidad, pudiendo elaborarse con otro tipo de pescado (besugo, lubina, mújol, trucha, salmonete; etc.) e, incluso, con carnes. En resumen, es una receta fácil, saludable y espectacular, ya que, con sus dos únicos ingredientes, logra deleitar a los paladares más exigentes, disfrutando de todo el sabor del mar en cada bocado.

Dorada a la sal (1)

Dorada a la sal (1)

No obstante, ¿sabéis cómo se ha elaborado a lo largo de la historia…?:

Se trata de uno de los tantos platos que han ideado las gentes que en la costa de la Región de Murcia se dedican al trabajo en la mar. En este caso, los pescadores más sabios asaban el pescado en el mismo barco en el que pasaban días enteros sin poner pie en tierra firme. Pero lo hacían con las doradas recién pescadas, y las enterraban materialmente en sal sobre una piedra lisa de mármol. Bajo esta piedra se colocaba un pequeño fuego de algas, cañas y carbón. Se unían en este procedimiento 2 elementos básicos para este plato: la simplicidad del procedimiento y la calidad y frescura del pescado. Estas premisas siguen siendo básicas para obtener un sabroso plato (1).

Dorada a la sal (2)

Dorada a la sal (2)

INGREDIENTES (para 4 comensales):

  • 4 doradas (de unos 300-350 gramos cada una).
  • 1 Kilo de sal gruesa húmeda para hornear.

PREPARACIÓN:

En primer lugar, se precalienta el horno a una temperatura de 200º C, activando tanto la parte superior como inferior del mismo. Seguidamente, se lavan las doradas enteras, sin destripar, con un poco de agua. Mientras éstas escurren, se cubre la superficie de una bandeja de horno, fuente de barro u otro recipiente con papel vegetal o de aluminio. Luego, encima del mismo, se añade una capa de sal (de aproximadamente 1 centímetro de alto). A continuación, se disponen las doradas sobre esa capa y se añade el resto de sal hasta que éstas queden totalmente enterradas. En este momento, se meten al horno durante 25 o 30 minutos aproximadamente, hasta que la costra de sal comience a resquebrajarse y adquiera un color marrón. Una vez cocinadas, hay que romper esa costra con algún utensilio, bien una cuchara sopera o un tenedor. En último lugar, antes de presentarlas, se desprende la piel, la cabeza y las espinas del pescado. Se puede acompañar de salsa mayonesa ligera, de salsa tártara, de ajo y perejil; etc.

Dorada a la sal (3)

Dorada a la sal (3)

BIBLIOGRAFÍA CITADA Y/O REFERIDA:

  1. Dorada a la sal. Región de Murcia Digital. 2004.

Albóndigas de pescado

Comer pescado aporta al organismo proteínas de calidad tan buenas como las de la carne o el huevo. Además, el pescado blanco apenas contiene grasa y el azul posee grasas insaturadas con reconocidos beneficios para la salud del corazón. Con el pescado todo son ventajas. Es un alimento obligado en la dieta a cualquier edad. Sin embargo, algunas veces cuesta que se admita en la mesa, sobre todo para los más pequeños de la casa. En esta ocasión, os propongo una receta que seguro ayudará a que sea bien recibido: albóndigas de pescado.

INGREDIENTES (para 4 comensales):

  • 450 gramos de pescado blanco.
  • 1 cebolleta.
  • 400 gramos de tomate triturado.
  • 50 gramos de champiñones.
  • 4 cuchardas de pan rallado.
  • Sal.
  • Aceite de oliva.
  • Pimienta.

PREPARACIÓN:

En primer lugar, se trocean los filetes de pescado y la cebolleta. A continuación, se incorporan estos ingredientes, junto al pan rallado, a un bol o recipiente, donde se salpimientan y, luego, se trituran hasta conseguir una mezcla homogénea. Seguidamente, la masa resultante se divide en porciones iguales, las cuales se moldean manualmente dándoles una forma redondeada.

En segundo lugar, se limpian los champiñones, eliminando la parte terrosa que tiene el tallo en su base, y se pican. En este momento, para empezar a elaborar el sofrito, se vierte aceite en una sartén. Cuando el aceite está caliente, se añade el tomate triturado y los champiñones que se habían picado anteriormente, rehogando el conjunto a fuego medio hasta que comience a hervir. Entonces, en ese momento, se echan las albóndigas, que se dejarán cocer a fuego lento durante 10 minutos aproximadamente y… ¡a comer sano y rico!

Albóndigas de pescado

Albóndigas de pescado

Minitortillas de atún

En esta ocasión, os recomiendo unas creativas minitortillas de atún que, por su original aspecto y sabor, cautivarán a tod@s vuestr@s invitad@s. Se trata de un aperitivo o entrante muy especial que, tal y como sucedía con las croquetas de merluza o los tomates rellenos de atún, se caracteriza, sin lugar a dudas, por su versatilidad, pudiendo elaborarse con numerosos ingredientes (chorizo, gambas, jamón york, patatas fritas, queso; etc.). Resultan ideales en cualquier momento y están… ¡buenísimas!

Minitortillas de atún (1)

Minitortillas de atún (1)

INGREDIENTES (para 3 comensales):

  • 100 gramos de atún en conserva.
  • 1 cebolla tierna.
  • 2 huevos.
  • Orégano.
  • Sal.
  • Aceite de oliva.

PREPARACIÓN:

En primer lugar, se limpia y se pica la cebolla tierna en trozos muy pequeños. A continuación, se vierte aceite en una sartén. Cuando el aceite está caliente, se echa la cebolla tierna que habíamos picado con anterioridad, dejándola pochar a fuego lento hasta que quede transparente. Seguidamente, se escurre el atún, se desmenuza y se incorpora a un plato hondo. A continuación, se abren los huevos, se vacían en un bol o recipiente con una pizca de sal y se baten con un tenedor, realizando movimientos circulares, de arriba hacia abajo, y envolviendo la preparación hasta conseguir una mezcla homogénea. Dicha mezcla se añade, junto a la cebolla tierna, al plato hondo donde anteriormente se había colocado el atún desmenuzado. Luego, se echa tanto el orégano como la sal al gusto, se remueve bien todo el conjunto y se reparte en moldes individuales de magdalenas, muffins o cupcakes (de 2 a 3 centímetros de alto). Por último, se meten los moldes al horno durante 10 minutos aproximadamente, a una temperatura de 160º C, hasta que las minitortillas adquieran consistencia. Una vez hechas, se sacan y se dejan enfriar para que no se rompan al desmoldar. Se pueden decorar con media oliva rellena de anchoa sin hueso.

Minitortillas de atún (2)

Minitortillas de atún (2)

Pastel de atún y champiñones

Esta noche os recomiendo un interesante, original y sabroso pastel de atún y champiñones. Como podréis comprobar, se trata de una receta sencilla, rápida y económica que hará las delicias de los paladares más exigentes, de tod@s l@s amantes de la cocina marinera. ¡Espero que os sea de utilidad!

Pastel de atún y champiñones (1)

Pastel de atún y champiñones (1)

INGREDIENTES (para 4 comensales):

  • 200 gramos de atún en conserva.
  • 250 gramos de champiñones.
  • 4 huevos.
  • 1 cartón pequeño de nata líquida (250 ml.).
  • Mantequilla.
  • Sal.
  • Aceite de oliva.
  • Pimienta.

PREPARACIÓN:

En primer lugar, se escurre el atún, se desmenuza y se incorpora al vaso de la batidora de mano. A continuación, se abren los huevos, se vierten en un bol o recipiente y se baten con un tenedor, realizando movimientos circulares, de arriba hacia abajo, y envolviendo la preparación hasta conseguir una mezcla homogénea. Dicha mezcla se incorpora, junto a la nata líquida, al vaso de la batidora de mano, donde anteriormente se había colocado el atún desmenuzado. Luego, se salpimienta el conjunto y se tritura con la batidora de mano muy bien, hasta que los ingredientes queden unidos.

En segundo lugar, se limpian los champiñones, eliminando la parte terrosa que tiene el tallo en su base, y se filetean. En este momento, se vierte aceite en una sartén. Cuando el aceite está caliente, se echan los champiñones previamente fileteados y se rehogan a fuego medio durante 10 minutos.

En tercer lugar, se unta con un poco de mantequilla el interior de un molde rectangular y se vierte la mezcla de atún elaborada al principio. Seguidamente, encima de la mezcla, se ponen los champiñones. Por último, se mete el molde al horno durante 50 minutos aproximadamente, a una temperatura de 180º C, hasta que el pastel adquiera consistencia. Una vez hecho, se saca y se deja enfriar para que no se rompa al desmoldar. Cuando se enfría, se vuelca sobre una fuente y… ¡listo! Se puede acompañar de ensalada y/o de salsa mayonesa ligera.

Pastel de atún y champiñones (2)

Pastel de atún y champiñones (2)

Tortilla de merluza

Esta vez os propongo una jugosa tortilla rellena de merluza que, de un modo u otro, captará la atención de vuestr@s familiares y amig@s. Es un plato típico de la cocina asturiana, de sabor inigualable. ¡Espero que os guste!

INGREDIENTES (para 4 comensales):

  • 300 gramos de merluza.
  • 5 huevos.
  • 3 patatas.
  • 1 cebolla.
  • 1 calabacín.
  • 1 diente de ajo.
  • Sal.
  • Aceite de oliva.
  • Pimienta.

PREPARACIÓN:

En primer lugar, se limpia la merluza, quitándole la piel y cualquier espina que contenga (incluso, las más pequeñas), y se desmenuza. Luego, se pelan y se cortan las verduras en láminas de un grosor muy fino; concretamente, las patatas, la cebolla y el calabacín. En este momento, para empezar ya a elaborar el sofrito, se vierte aceite en una sartén. Cuando el aceite está caliente, se echan tanto las patatas como la cebolla que previamente se habían laminado, dejándolas pochar a fuego medio. Cuando los ingredientes anteriores están a medio cocer, se incorpora el calabacín y se salpimienta. Una vez que el conjunto ha tomado color, se escurre y se reserva aparte.

En segundo lugar, se pela el diente de ajo y se pica muy bien. A continuación, y al igual que sucedía con las verduras, se vierte aceite en una sartén. Cuando el aceite está caliente, se sofríe el ajo junto a la merluza, se salpimienta, se mantiene a fuego lento durante 5 minutos aproximadamente y, nuevamente, se reserva.

En tercer lugar, se baten los huevos y se mezclan con los sofritos de verdura, y de ajo y merluza que se habían elaborado. Entonces, se vierte aceite en una sartén. Cuando el aceite está caliente, se añade la mezcla. Al principio, se remueve como si se tratara de un revuelto clásico. Por último, sólo quedaría darle la vuelta hasta que se dore por ambas caras.

Tortilla de merluza

Tortilla de merluza